domingo, 25 septiembre 2022

Google abandona el mercado IoT y fortalece todavía más a Microsoft

Los gigantes de la industria intentan estar en todas partes, pero muchas veces ni su nombre ni su trabajo es suficiente para encontrar un hueco en el mercado. Esto le ha sucedido a Google. La empresa de Mountain View cerrará su servicio IoT Core, según anunció la compañía la semana pasada. El motivo es que los socios pueden gestionar mejor los servicios y dispositivos IoT de sus clientes. El problema es que con este cierre pierden una parte del mercado de la nube también.

Aunque Microsoft también depende en gran medida de los socios como parte de sus estrategias de IoT y edge-computing. Esta sigue ampliando su gama de servicios de IoT e integrándolos más estrechamente con Azure. La propuesta de «nube inteligente/Intelligent Edge» del CEO Satya Nadella se está transformando en un juego de computación distribuida inteligente de extremo a extremo.

Azure le gana la partida a Google Cloud en el ámbito de IoT

Tras una reorganización en abril de este año, que dio lugar a que los equipos de ingeniería y PM de Azure IoT pasaran a formar parte del grupo Azure Edge + Platform, Microsoft ha estado trabajando para consolidar sus equipos de IoT y edge-computing y fusionar esas ofertas de forma más fluida con Azure. Los responsables de Microsoft dijeron en su momento que querían integrar IoT/edge con el servicio de gestión híbrida Azure Arc de la compañía; Azure Stack, su familia de dispositivos y productos de infraestructura hiperconvergente (HCI); y Azure Edge Zones, sus servicios de nube conectados a redes 5G disponibles desde instalaciones Edge. De este modo, Microsoft puede presentar los dispositivos Edge como gestionables desde Azure en todo el mundo.

Entre las ofertas actuales de IoT de Microsoft nos encontramos:

  • Azure IoT Hub, un servicio para conectar, supervisar y gestionar los activos de IoT
  • Azure Digital Twins, que utiliza la «inteligencia espacial» para modelar entornos físicos. El denominado gemelo digital que ya se utiliza en empresas como Navantia.
  • Azure IoT Edge, que lleva la analítica a los dispositivos de computación Edge
  • Azure IoT Central; Windows para IoT, que permite a los usuarios crear soluciones Edge utilizando herramientas de Microsoft.
  • En el frente del SO de IoT
    • Microsoft tiene Azure RTOS, su plataforma de IoT en tiempo real.
    • Azure Sphere, su plataforma y servicios de SO de microcontroladores basados en Linux.
    • Windows 11 IoT Enterprise y Windows 10 IoT Core -una plataforma de SO de IoT heredada a la que Microsoft todavía da soporte pero que no ha sido actualizada sustancialmente desde 2018.

Amazon sí que ofrece batalla a Microsoft

Por su parte Amazon sí que ofrece una competencia interesante a Microsoft con sus propios servicios.  Tiene fuerte presencia en la industria, comercio y automoción con su conjunto de servicios. Además, ofrece FreeRTOS, su sistema operativo en tiempo real de código abierto, IoT Greengrass y un kit de desarrollo para dispositivos IoT centrados en la educación. Al igual que Microsoft, la IA/ML parece ser clave aquí. A diferencia de Microsoft, AWS también tiene una importante presencia en el IoT doméstico/de consumo.

Este año pudimos ver en la Build de la empresa, celebrada en mayo, algunas sesiones sobre la evolución de las estrategias de IoT y edge de la empresa. La batalla con Google está ganada, pero la guerra está todavía muy abierta. Seguramente durante el Ignite en octubre escucharemos novedades del gigante de Redmond en relación con su estrategia en IoT.

VíaZDNet
José Palacioshttps://microsofters.com
Todo esto empezó con Windows 8 y ya vamos por Windows 11. La tecnología y la comunidad es la mezcla perfecta para seguir después de tantos años.

Deja tu comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas noticias