La polémica de los requisitos de Windows 11 ha hecho correr largos ríos de tinta desde la presentación del sistema operativo el 24 de junio. Los conceptos TPM 2.0, Secure Boot y la generación de procesador han sido todo un quebradero de cabeza para una gran cantidad de usuarios. Muchos estaban pendientes de si podrían actualizar… hasta ahora.

Windows 11 para (casi) todos

Hoy Microsoft ha confirmado a Zac Bowden (Windows Central) que no pondrán ningún impedimento a los usuarios que, bajo su cuenta y riesgo, decidan instalar Windows 11 manualmente en sus dispositivos vía ISO o Media Creation Tool.

Los únicos requisitos que Microsoft pedirá como mínimo serán TPM 1.2, 64GB de almacenamiento, 4GB de RAM y una CPU de doble núcleo.

Microsoft recomienda no instalar Windows 11 en equipos no soportados debido a que podría haber problemas inesperados pero no pondrá ninguna traba a quienes realmente quieran hacerlo. La realidad es que muchos usuarios ya han probado la última versión de Windows en sus equipos no soportados y no parecen dar ningún problema, así que es probable que la inmensa mayoría de equipos medianamente modernos no sufran tras instalar la actualización.

Los requisitos oficiales de Windows 11, por otro lado, se mantienen intactos con una única excepción. Microsoft ha añadido algunos procesadores de la 7ª generación de Intel. Solo recibirán la actualización vía Windows Update quienes tengan un procesador compatible, TPM 2.0 y Secure Boot activados.

¿Qué pensáis de este movimiento de Microsoft? ¿Hacen bien no siendo estrictos evitando bloquear la instalación manual para equipos no soportados?

microsoftinsiderxyz

1 Comentario

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here