Windows 10X es el intento de Microsoft de competir contra Chrome OS. Como tal, su objetivo es desechar todas las características antiguas de Windows y ofrecer una experiencia moderna y ligera. Durante su lanzamiento, no contará con soporte para aplicaciones Win32, por lo que estará completamente enfocado a las aplicaciones UWP y las aplicaciones web.

De hecho, los de Redmond estaban renovando las aplicaciones preinstaladas para crear una experiencia consistente en Windows 10X. Sin embargo, estas utilidades no vendrán preinstaladas con el sistema operativo. En caso de que queramos utilizar, por ejemplo, la aplicación Correo y Calendario tendremos que utilizar la Microsoft Store para instalarla.

Windows 10X nos da el control sobre las aplicaciones

Según Zac Bowden, periodista de Windows Central, aplicaciones como Correo y Calendario, además de otras aplicaciones que suelen venir preinstaladas en Windows 10, no estarán presentes de forma inicial en Windows 10X. Sin embargo, podremos instalarlas y desinstalarlas a petición desde la Microsoft Store.

Esto presenta una serie de ventajas para usuarios y desarrolladores. El sistema operativo pesará todavía menos al no incluir estas aplicaciones desde el primer minuto, reduciendo el espacio utilizado en la unidad de almacenamiento. Además, podremos utilizar otras aplicaciones de terceros para reemplazar a las aplicaciones de Microsoft.

Este último punto beneficia a los desarrolladores, que podrán competir de tú a tú con Microsoft a la hora de crear aplicaciones para Windows 10X. También, podremos ahorrarnos instalar estas aplicaciones y utilizar las versiones web de estos servicios. Por ejemplo, podremos acceder a la web de Outlook o instalar su PWA, en lugar de instalar la aplicación de Correo y Calendario.

microsoftinsiderxyz

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here