Las impresoras son un mal necesario. Es un periférico necesario, aunque ya no tanto, que tiene una obsolescencia de lo más frustrante. Sin embargo, tenemos que utilizarlas, hay documentos en el trabajo o en nuestra vida que no pueden utilizarse en su variante digital.

Entonces, ya que tenemos que utilizar una impresora debemos escogerla de acuerdo con nuestras necesidades. En este artículo vamos a ayudaros a escoger una impresora entre un sinfín de opciones. No solo centrándonos en las características sino también en los cartuchos o su durabilidad. No es lo mismo adquirir recambios originales que cartuchos de tinta Brother compatibles.

La pregunta clave, cuánto vas a imprimir

Esta debe ser la pregunta fundamental que debemos hacernos. En algunos casos, si imprimimos poco más de 3 páginas al mes no nos renta tener una impresora en casa. Es más interesante acudir a alguna tienda y pagar por este servicio.

Sin embargo, a partir de 20-30 páginas al mes es más cómodo contar con una impresora en casa. Para aquellas personas que utilicéis la impresora con frecuencia podéis utilizar una impresora de inyección de tinta. Si vais a hacer un uso ocasional las impresoras de inyección pueden terminar con la tinta seca y perderemos el cartucho.

En general y con la diferencia de precios es más interesante apostar por una impresora láser. Las tenemos disponibles en Amazon o El Corte Inglés por menos de 100€. Mientras que una impresora de inyección de tinta, multifunción, está disponible desde 49€.

La impresora más allá de la impresión

Ahí es donde entran en juego el resto de las funciones. Si vais a utilizar extensamente las funciones de copiar o escanear entonces puede resultaros interesante. Pero recordad que apps como Office nos permiten escanear con el smartphone.

Entonces debemos sopesar si realmente vamos a utilizar las opciones que nos ofrece una impresora multifunción o si por el contrario van a ser un añadido no utilizado. Muchas veces se ofrecen funciones que nunca llegamos a utilizar.

Otras veces funciones como imprimir a través de WiFi nos permiten tener nuestra impresora desconectada de cables. Eso es un gran añadido para poder trabajar desde nuestro smartphone, tablet o portátil sin conectar físicamente con la impresora. Esta función, al menos a título particular, sí que es muy interesante y la recomendamos totalmente.

Mirando más allá del primer uso, los cartuchos

Elegir bien nuestra impresora nos puede ayudar a ahorrar. No en un primer momento, pero si en los cartuchos de tinta. En el pasado, algunas marcas diferenciaron los cartuchos compatibles de los oficiales. Sin embargo, otras marcas como Brother nos hacen más sencillo recomendarlas, no solo por la impresora sino también por los cartuchos de tinta compatibles.

La durabilidad de los cartuchos y la calidad de los recambios compatibles hace que disponer de una impresora Brother o Lexmark sea una gran elección. Con las impresoras debéis tener muy en cuenta el tema de los recambios, si no, puede ser más caro el cartucho que el propio periférico. Además, os recordamos que Samsung vendió su negocio de impresoras a HP.

Así que revisad bien vuestras necesidades y las críticas a los productos. Normalmente no suelen ser muy útiles, pero con las impresoras nos pueden informar de su comportamiento en el largo plazo.

microsoftinsiderxyz

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here