El pasado mes de octubre Microsoft presentó sus auriculares inalámbricos de pequeño tamaño, con sonido Omnisonic y un gran enfoque en los gestos, los Surface Earbuds. Aun así, no fue hasta el mes de mayo que los sacaron a la venta, momento en el que nos hicimos con una unidad para ver la nueva propuesta de los de Redmond.

Desde hace unos años el auge de este tipo de productos no ha dejado de aumentar, y es que a fin de cuentas, el hecho de ir sin ningún tipo de cables es algo que ha calado entre los usuarios. La propuesta de Redmond es diferente, y está claro la posibilidad de integrarse con Office ha influido mucho en el producto. Solo queda saber como de buena es esta experiencia.

Audio de los Surface Earbuds

Respecto al audio, cumplen como se puede esperar de cualquier auricular. No serán los mejores que podamos encontrar en el mercado, pero podremos escuchar sin ningún tipo de problema todo lo que queramos. De hecho, ya sea en la calle o en interiores, su uso será sencillo, cómodo y no tendremos mucho problema con el sonido ambiente.

En este sentido la cancelación de ruido le hubiese sentado mucho mejor, ofreciendo un foco completo en el sonido. Por desgracia no lo han incluido en esta versión, algo que se puede entender viendo su precio, pero que en auriculares de esta gama debería ser un mínimo.

Surface Earbuds con almohadilla tamaño M

La aplicación de Surface Audio permitirá utilizar el ecualizador para ajustarlo a aquello que estemos escuchando. Clásica, Jazz, Pop y Rock son los cuatro modos preestablecidos que nos ofrecen desde Microsoft, aunque por supuesto podremos crear el que mejor se adapte a nosotros.

Viniendo de una empresa de este calibre, el uso de la IA para ajustarlo automáticamente a lo que escuchemos sería mucho más adecuado. Lo que si es cierto es que podemos crear todos los que deseemos, y es que al final podremos guardar y crear todas las listas que deseemos.

No vamos a acabar descontentos con su audio, pero sin duda tiene mucho margen de mejora, y con estos precios los detalles son los que realmente marcarán la diferencia.

Micrófono

Respecto al micrófono que incluyen los Surface Earbuds, según la propia Microsoft deberían ofrecer una muy buena experiencia dentro de un uso de productividad. Por ello, y dado que muchas veces es más fácil un ejemplo gráfico y claro antes que mis propias palabras, decidí utilizarlo en uno de los podcast.

Aquí me lo comentaron y es algo bastante cierto, y es que al menos grabado se oye muy mal, con mucho ruido y chocante. Durante la llamada no me comentaron nada, y de hecho al preguntar me decían que se oía bien, por lo que puede ser perfectamente que se trate de un detalle que no se perciba en directo.

Conexión, bueno y malo a la par

El sistema de conexión de estos auriculares con el teléfono se realizará a través de conexión Bluetooth con el auricular derecho. De hecho, el teléfono se conecta por esta tecnología al auricular derecho, y este será el que se lo pase al Surface Earbud izquierdo. Este funcionará muy bien, y debido a que casi siempre llevaremos la caja encima, podremos utilizar ambos o uno solamente.

Conexión Surface Earbuds

Lo que si es un problema, y que puede afectar a otros aspectos, es la conexión aleatoria que tienen los Surface Earbuds con nuestro dispositivo, estando estos dentro de la caja. Cuando los hemos sacado no hay ningún problema, no se desconectan y mantienen esta conexión totalmente funcional.

Lo peor llega cuando están metidos en la caja, sin ningún tipo de contacto y deciden conectarse como si los hubiésemos sacado. Esto hará que, sin enterarnos, el audio no se reproduzca donde esperamos, y por supuesto, gaste más batería cuando debería estar cargando o, como poco, en reposo.

Esto nos ha ocurrido con el teléfono y con un ordenador con Windows 10, por lo que ya sea la unidad que tenemos o los auriculares en si, hay algo que no es normal y que realmente puede ser un problema a la hora de utilizarlos.

Surface Earbuds y Airpod

Batería

La batería es uno de los puntos fuertes de este dispositivo. Según la propia Microsoft, estamos hablando de 8 horas de batería con cada carga. Además, la caja será capaz de ofrecernos hasta dos cargas completas más, pudiendo contar con hasta 24 horas en total. Sobre el papel es una autonomía increíble, dando grandes horas seguidas. En la vida real es cierto en algunas ocasiones. La experiencia ha tenido luces y sombras a partes iguales.

El primer día que llegaron, con cuatro horas de reproducción de música continua en el móvil quedaba aproximadamente un 50% de batería, por lo que las primeras previsiones podían encajar sin ningún problema en esta cantidad, y que demostraba como, cuando se quiere, la batería no es un problema.

Por otro lado, en los últimos podcasts realizados he estado con ellos, un momento perfecto para emplear seguro entre hora y media y dos horas seguidas, pudiendo saber como funcionará la batería. El primero de ellos termino y, apenas cinco minutos después, se quedaron completamente sin batería. Antes de eso estuve hora y cuarto utilizándolos, por lo que estamos hablando de poco menos de 4 horas de batería antes de quedarse a cero.

Batería Surface Earbuds

El siguiente podcast, así como las llamadas realizadas con ellos no han gastado la batería igual que este primer podcast. De hecho, si bien no se podría esperar que llegase a 8 horas, entre 5 y 6 horas habrían durado sin prácticamente problema. No se ha utilizado diferente entre cada una de esas experiencias, solo ha cambiado el uso de la batería sin motivo aparente.

Además, otro de los problemas que veremos es que la carga no cargará siempre que se espera. Es decir, cuando los dejamos en la caja deberían cargarse, rápido y sencillo para que siempre estén preparados. Conectado al móvil/PC no podremos ver la batería de la caja, lo que de entrada hace que no sepamos cuando hay que cargarlo.

El problema llega cuando dejamos los auriculares, y al cogerlos otro día no ha cargado nada, o prácticamente nada. Puede estar debido a las conexiones aleatorias que hemos sufrido, o a un mal contacto entre los auriculares y la caja, pero está claro que la batería, o tenemos una muy buena experiencia, o va a ser un desastre.

Gestos, un punto fuerte de los Surface Earbuds

Otro de los puntos muy importantes y que, si vemos el tráiler, han destacado en más de una ocasión, son los gestos. Contaremos con los típicos gestos de pausar, reproducir y pasar canciones, pero no serán los únicos. Más concretamente, Microsoft ha añadido un gesto muy interesante a la par que diferente.

Surface Earbuds en nuestra oreja conectado

Si hacemos el deslizamiento hacia arriba o hacia abajo veremos que se sube o baja el volumen. Los saltos de volumen van de 7 ben 7, pero resulta muy útil y que permite tener que realizar menos interacción con el móvil o el PC. Además, en caso de Office y Windows 10 2004 o superior podremos integrarlos y pasar las diapositivas, así como mostrar unos subtítulos que se generan a medida que hablamos.

 

En este aspecto Microsoft ha resuelto perfectamente el tema de los gestos. No dan apenas problemas, funcionan muy bien y son muy sencillos. Está claro que la mayor superficie que tienen tiene que ver con los gestos, pero no se siente muy grande y ofrecen mayor margen de movimiento.

Caja, donde los detalles marcan la diferencia

La sensación generada con los auriculares en si no es mala. Una vez que están conectados funcionan bien y no tendremos mayor problema. Podrían ser mejor, pero su sensación general será decente. Al contrario está la caja, un accesorio imprescindible en este tipo de productos, que además se siente muy bien hecha.

Parece completamente simétrica una vez la abrimos, pero hay una ligera inclinación entre cada posición de los auriculares para evitar que los conectemos en el lado incorrecto. Además, el tacto es suave y cómodo debido a su tamaño. El uso de un blanco que refleje la luz suele ser propios de productos baratos pero que han sabido dar un toque premium que cambia completamente la sensación con ella.

Surface Earbuds dentro de la caja

Se cargará con USB-C en la parte trasera, mientras que la parte inferior estará el botón para la conexión Bluetooth. Cuenta con la conexión rápida de Windows 10, por lo que en estos dispositivos con abrir la caja debería detectarlo y no sería necesario pulsarlo.

Conclusión de los Surface Earbuds

Las cosas como son, no son unos malos auriculares, pero no son lo que podríamos esperar por este tipo de precios. Como ya hemos comentado, los detalles son los que realmente marcan la diferencia, por lo que sorprenden algunos fallos. Si tuviese que resumirlo de alguna forma, serían unos auriculares de 6/7 como mucho unido a una caja de 10, que al menos para nosotros si refleja lo que esperamos de Surface.

En futuras iteraciones del producto seguramente veamos como muchos de estos problemas ni están ni se los esperan, pero de momento con estos primeros es importante tener en cuenta sus problemas o fallos. Si buscamos la mejor solución de productividad vamos a encontrarla gracias a su integración con Office, uno de sus puntos muy útiles que seguramente a la hora de trabajar (e incluso teletrabajar) pueden ser muy útiles. Caja Surface Earbuds

Si estamos interesados en estos auriculares (que recordemos puede haber sido nuestra unidad los que tenían problemas de conexión) podremos hacernos con ellos en la Microsoft Store por 219,99€. Si somos estudiantes podremos obtener un descuento que nos los dejarán en 197,99€.

microsoftinsiderxyz

1 Comentario

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here