La Comisión Europea ha abierto hoy dos investigaciones antimonopolio a Apple. Los dos focos de las investigaciones son la sobre las prácticas de App Store y Apple Pay de Apple.

La Unión Europea comenzará investigando si Apple ha incumplido las normas de competencia de la UE con sus políticas de App Store, tras las quejas de Spotify y Rakuten por el recorte del 30 por ciento de Apple en suscripciones y ventas de libros electrónicos a través de su App Store.

Europa va a por Apple

Tras haber multado en el pasado a Microsoft, Facebook y Google por diferentes motivos era cuestión de tiempo que llegasen a Apple. Los de Cupertino ofrecen un sistema cerrado donde cualquier competencia se encuentra en una clara desventaja.

«Tenemos que asegurarnos de que las reglas de Apple no distorsionen la competencia en los mercados en los que Apple compite con otros desarrolladores de aplicaciones, por ejemplo con su servicio de streaming de música Apple Music o con Apple Books», dice Margrethe Vestager, directora de la división antimonopolio de la UE. «Por lo tanto, he decidido echar un vistazo de cerca a las normas de App Store de Apple y su cumplimiento de las normas de competencia de la UE».

Spotify ha afirmado que Apple utiliza su App Store para sofocar la innovación y limitar la elección del consumidor en favor de su propio servicio Apple Music.Rakuten presentó una queja similar a la UE a principios de este año, alegando que es anticompetitivo que Apple se lleve una comisión del 30 por ciento en los libros electrónicos vendidos a través de la App Store mientras promociona su propio servicio de Apple Books.

Apple Pay también en el punto de mira

Junto con la investigación de la App Store, la Comisión Europea también examinará Apple Pay para evaluar si el sistema de pago de Apple infringe las normas de competencia de la UE. Apple tiene acceso limitado a la funcionalidad de comunicación de campo cercano (NFC) de sus dispositivos iPhone y Apple Watch, un movimiento que significa que los bancos y otros proveedores de servicios financieros no pueden ofrecer pagos NFC a través de sus propias aplicaciones.

Vestager apunta a un aumento de los pagos móviles en Europa, debido a la actual pandemia de coronavirus, como motivación para su investigación de Apple Pay. «Parece que Apple establece las condiciones sobre cómo se debe usar Apple Pay en las aplicaciones y sitios web de los comerciantes», dice Vestager. «También se reserva la funcionalidad ‘tocar e ir’ de los iPhones a Apple Pay. Es importante que las medidas de Apple no nieguen a los consumidores los beneficios de las nuevas tecnologías de pago, incluida una mejor elección, calidad, innovación y precios competitivos».

Sea como fuere parece que Apple se encuentra en apuros y, si atendemos a las críticas de Spotify o Rakuten son comprensibles. Veremos que dictamina la Unión Europea y si vemos una liberalización del NFC en los iPhone.

microsoftinsiderxyz

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here