La última actualización de Windows (conocida como October 2018 Update) ha sido un completo desastre, hasta el punto de que Microsoft ha tenido que retirarla de sus servidores y volver a pasarla por la fase de pruebas tras el reporte de miles de usuarios que habían perdido parte de sus documentos tras la actualización.

Por si todo el revuelo que se ha montado no fuese suficiente, parece ser que ahora algunos equipos HP están sufriendo pantallazos azules tras instalar la última actualización acumulativa de Windows 10 (códigos: KB4464330 y KB4462919). Estos pantallazos muestran el código WDF_VIOLATION.

El problema tiene solución

Al parecer, se trata de un problema de compatibilidad de los parches en cuestión con los drivers del teclado de los equipos HP (aunque Microsoft afirma que otras marcas como DELL también se han visto afectadas). Mientras trabajan en una actualización libre de estos problemas, el equipo de Microsoft ha creado una guía donde explica cómo solucionar este inconveniente.

Está siendo un mes aciago para Microsoft y para los responsables del Programa Windows Insider, los cuales, si ya se vieron fuertemente criticados hace unos días, es de esperar que la tormenta vuelva a coger fuerza tras estas noticias. Los de Redmond deben realizar los cambios que sean oportunos lo antes posible y trabajar al 100% por minimizar este tipo de situaciones que, por otro lado, no es extraño que ocurran en un contexto donde el creador del software no es el mismo que el fabricante del dispositivo que lo integra.