Pese a que mucho más lento de lo que a nosotros nos gustaría, y no de la forma en la que nos gustaría, cada vez son más las aplicaciones que llegan a la Tienda de Microsoft, y ahora le ha tocado el turno a una aplicación tan importante como es el Panel de control de NVIDIA.

La Tienda de Microsoft, como la propia compañía de Redmond ha repetido una y otra vez, ofrece importantes ventajas tanto para los desarrolladores, quienes colocan sus aplicaciones en un gran escaparate, como para los usuarios, quienes podemos descargar nuestras aplicaciones de forma segura olvidándonos del proceso de actualización, el cual ahora lo gestiona la propia Microsoft.

El Panel de control de NVIDIA también en la Tienda de Microsoft

Ahora, la última aplicación en llegar a la Tienda de Microsoft ha sido el Panel de control de NVIDIA, una herramienta imprescindible para todos aquellos que cuenten con equipos con gráficas de la compañía californiana con la que podemos administrar de forma rápida y sencilla el hardware de nuestro equipo dándonos así la posibilidad de sacarle el máximo partido a este.

El Panel de control de NVIDIA llega a la Tienda de Microsoft

Control completo de tu gráfica NVIDIA

De esta manera, gracias al Panel de control de NVIDIA podremos configurar los diferentes componentes de hardware sin problema alguno permitiéndonos configurar tanto los componentes multimedia, como el funcionamiento de este en las diferentes aplicaciones, como la pantalla y los juegos.

Es posible que a aquellas personas que hayan formateado sus equipos les aparezca un cuadro de diálogo con un mensaje diciendo que el driver NVIDIA no se encuentra instalado en nuestro equipo. En ese caso solamente tendremos que acceder al enlace de descarga que nos aparece en el propio mensaje y que nos llevará a la página de descarga de drivers de NVIDIA. Una vez ahí solamente tendremos que seleccionar cuál es el modelo de nuestra tarjeta y pulsar a descargar. Una vez descargado e instalado el driver específico de nuestra gráfica ya podremos utilizar con total normalidad la aplicación.