Desde que probé la Surface hace ya 4 años, no he visto sentido a un dispositivo de otro fabricante. Las malas experiencias con estos y las posibilidades que ofrecía el dispositivo de Microsoft me hacían pensar que no valía para nada intentar probar otro. Todo esto cambió con el Acer Swift 5.

Durante toda mi vida hasta el cambio a Microsoft he utilizado dispositivos de esta compañía. Si bien no eran lo peor que podía usar, si que dejaban bastante que desear, por lo que tenía muy poca expectativa con este dispositivo que Acer me había dado la oportunidad de probar. Desde el momento en el que pude sostenerlo con una mano y ver cuan ligero es, sabía que todo lo que pensaba no se cumpliría.

Acer Swift 5
Pantalla14 Pulgadas
Resolucion FHD
ProcesadorIntel Core i5-8250U
RAM8 GB
Almacenamiento256 GB SSD
GráficaGráfica integrada 620
BateríaHasta 9 horas de autonomía
PuertosHDMI
2 USB 3.0
1 USB-C
Puerto de carga
Sistema operativoWindows 10 April 2018 Update
OtrosLector de Huellas Dactilares
Menos de 1Kg de peso

Diseño

Una de las partes más importantes del dispositivo, y es que, desde hace unos años, se ha visto como los ultrabook han conseguido que nos ofrezcan un diseño mucho más cuidado y atractivo visualmente. Lo primero que podemos ver en este Acer Swift 5 es que nos encontramos ante un equipo delgado de metal en color azul y con el logo de Acer en dorado, lo que hace una combinación preciosa.

Acer Swift 5

Por dentro, nos encontraremos con la pantalla y unos marcos notables que no llegan a ser muy exagerados, y debajo del teclado veremos un lector de huellas, cerca de un trackpad que no es muy incómodo, pero que se le queda para ser la mejor solución posible y un buen sustituto a los ratones para un uso general.

Lo más importante de este dispositivo es, sin lugar a duda, lo poco que pesa y lo que es capaz de ofrecer con menos de 1 Kg de peso, sobre todo si sabemos que es un modelo de 14 pulgadas. Podremos sujetarlo con una sola mano sin ningún problema, lo que será muy cómodo para llevarlo de un lado a otro, uno de los objetivos de este tipo de dispositivos.

Pantalla

Nos encontramos ante una pantalla de 14 pulgadas con resolución FHD que ofrece una buena experiencia de cara al usuario, aunque desde el primer momento podemos ver que no es la mejor del mercado. Nos va a servir para prácticamente cualquier tarea que queramos hacer, o ver una película en Netflix y disfrutar completamente, pero no es el punto más fuerte de este dispositivo.

Además, hace uso de las tecnologías propias de Acer para mejorar la imagen que muestra el dispositivo, lo que permite obtener unos colores más brillantes y atractivos. Por lo general, la pantalla del dispositivo es buena y nos servirá para cualquier cosa, pero se puede mejorar.

Acer Swift 5

Una cosa a destacar es que dispone de pantalla táctil con la que podremos interactuar de vez en cuando, aunque no es un equipo pensado para un uso continuo. Podemos poner la pantalla hasta en 180 grados, algo que nos permite centrarnos en el contenido, aunque la posibilidad de girar hasta los 360 nos habría permitido usarlo más cómodamente. Es un añadido, no algo que usaremos cada día.

Rendimiento

Uno de los puntos fuertes del dispositivo, y es que el procesador que se ha elegido para el dispositivo es un Intel Core i5-8250U junto a 8 GB de RAM consiguen que el dispositivo no se haya atascado en ningún momento, y que webs como WordPress que con una mayor carga se ralentizan, funcione sin ningún problema.

Además de esto, utiliza Windows 10 Home en su versión 1803 April 2018 Update, por lo que tendremos las últimas novedades que ha estado preparando Microsoft, y que no le sientan nada mal al equipo. Un ejemplo es la configuración de la pantalla HDR que podemos obtener a través de configuración, y que poco a poco van mejorando.

Acer Swift 5

Un equipo veloz, sin problemas, y que ofrezca un rendimiento adecuado para que cualquiera lo use sin problemas. Eso es lo que nos ofrece Acer con este equipo, y lo que poco a poco va logrando que los OEM nos ofrezcan mejores equipos. En cuanto a los juegos, se ha conseguido un buen rendimiento en lo más básico, pero no es un equipo pensado para jugar, y es que el uso de la integrada 620 con 1 GB de memoria de vídeo hace que no tengamos muchas posibilidades en este ámbito.

Autonomía

Si miramos los datos oficiales de Acer, veremos como indican que el Acer Swift 5 debería ofrecer unas 9 horas de uso. Es habitual que las pruebas que realizan a la hora de mostrar estos datos no den lo mismo que para el usuario habitual, pero lo mejor sería que fuese lo más parecido posible a la realidad.

En todo el tiempo que he tenido este ordenador, que tampoco tiene mucho espacio para una gran batería y con un gran uso continuo a lo largo de todo el día, se podría obtener unas cuatro horas de uso aproximadamente, lo que dejaba bastante decepcionado, sobre todo sabiendo que es algo que nos vamos a llevar de un lado a otro y debería durar lo suficiente para no preocuparnos de llevar el cargador con nosotros.

Acer Swift 5

Hablando del cargador, habría estado bien que fuese algo más largo de lo que era, y es que en varias ocasiones no podíamos hacer mucho movimiento con el ordenador o alejarlo porque se sentía bastante corto respecto a lo que se podría esperar de un cargador de un PC.

Sonido

Uno de los puntos más flojos de este dispositivo se encuentra en el sonido que es capaz de ofrecer. Desde el principio veremos que lo máximo que podemos obtener no es muy alto, lo que hace que en algunas ocasiones sea necesario subirlo más de lo que podríamos esperar. Además, está uno de los mayores problemas es que el ruido producido si lo ponemos suficientemente alto será incómodo, por lo que se nota que no es uno de los puntos más fuertes.

Conclusión

Acer Swift 5

Este equipo me ha sorprendido notablemente por el gran rendimiento que ofrece y lo cómodo que es llevarlo de un lado a otro sin problemas. Si mejorasen los altavoces que incorporan o el trackpad fuese mayor, nos encontraríamos con un equipo perfecto para que lo usase prácticamente cualquier persona. La batería es más normal que no dure todo lo esperado, y es que tener diferentes funciones del ordenador todo el día puede provocar que dure menos.

El equipo tiene un precio de 999€ y, a pesar de que pueda parecer caro, es de esos equipos que valen la pena, sobre todo si nuestra intención es viajar de un lado a otro y darle un uso normal.