La ciberdelincuencia no para de reinventarse y cada vez son más y mejores los métodos con los que estos tratan de engañar al usuario a fin de hacernos caer en sus redes. Una de las muchas formas que estos tienen de actuar es técnica conocida como Download Bomb. Una vulnerabilidad que afecta tanto a Google Chorme como a Firefox, Vivaldi, Opera y Brave.

Esta técnica, de la que seguro muchos ya habéis odio, consiste en hacer que nuestro navegador consuma el 100% del procesador haciendo ver que nuestro equipo está bloqueado para así llevar a cabo y darle mayor credibilidad a estafas como la del falso soporte técnico. Una estafa que consiste en bloquear nuestro equipo a fin de invitarnos a llamar a un supuesto número de teléfono de asistencia técnica de Microsoft. Un número de teléfono con una tarificación más que elevada.

Sólo Microsoft Edge e Internet explorer se salvan de la vulnerabildiad

Por desgracia, a pesar de que los esfuerzos de empresas como Google por solucionar esta vulnerabilidad, quien corrigió dicho problema con la versión 65 de Google Chrome pero que sin embargo en la actual versión 67 sigue estando presente, solamente son dos los navegadores web que actualmente no se ven afectados por esta vulnerabilidad, los dos navegadores de la compañía de Redmond, Microsoft Edge e Internet Explorer.

Afortunadamente, y a pesar del gran inconveniente que supone esta vulnerabilidad, la cual hace tal uso de la CPU de nuestro ordenador que hace imposible llegar a cerrar el navegador, esta no supone ningún peligro ni para nuestra privacidad ni para nuestros datos. Simplemente es otra forma de engañar al usuario haciendo más creíble ese supuesto virus que bloquea nuestro ordenador. ¿Habéis sufrido en alguna ocasión este intento de estafa?